HOMBRES QUE PRESAGIAN RELACIONES CONFLICTIVAS

Aunque te ofrezcan la más maravillosa de las sonrisas, hay hombres de los que tienes que huir a toda costa. Son los rompecorazones, aquellos que te llevan del paraíso al infierno en poco tiempo. Te ayudamos a detectarlos.

Divertido, con clase… pero también infiel, dominante, sarcástico, Sexy, inteligente, seguro de sí mismo, deshonesto, inmaduro. Suele ser el tipo de hombre que a todas nos atrae pero siempre nos hace sufrir. Táchalos de tu lista definitivamente, no son tan especiales como ellos se creen, y sí, ¡puedes enamorarte de alguien que te trate bien.
Nada te asegura que una relación vaya a salirte bien, pero al menos hay que evitar que se convierta en una tortura. Todas tenemos una historia que contar sobre algún hombre que nos hizo mucho daño. Recuerda cuánto sufriste y cuántas veces juraste que no volverías a llorar por un hombre.

Te damos las claves para no volver a cometer el mismo error. Estos son los prototipos de hombres que a ninguna mujer le convienen:

El Peter Pan
Es súper divertido, con él te sientes niña otra vez, pero cuando llega el momento de dar pasos hacia delante, te das cuenta que realmente es un niño. ¿Qué quieres, un hijo o un hombre con el que te sientas protegida? A este tipo de hombre no le gusta escuchar problemas, vive en un mundo fantástico donde todo es divertido y no hay que pensar en el futuro. Indaga un poco, seguro que papá o mamá mantienen por detrás su despreocupado ritmo de vida.

El dejado
¿Te suena ese tipo de hombres que siempre dejan todo para mañana? Las gestiones del banco, el taller del auto, la reparación de la lavadora, las entradas del teatro… todo puede esperar. Y siempre acabas haciéndolo tú todo. Tenlo claro, un hombre que evita las responsabilidades y al que todo le da pereza no tendrá contigo todos los detalles que esperas.

El internauta
Ésta es una variedad reciente de hombre pero cada vez se extiende más. Desconfía de tu nuevo amor si nada más llevarte a su casa te sienta frente al PC para enseñarte una web. Para él la prioridad es su PC y preferirá quedarse en casa jugando con él antes que salir a cenar o irse de fin de semana. Aunque al principio haga un esfuerzo por estar contigo, poco a poco se las arreglará para pasar todas sus horas libres delante de su PC.

El relaciones públicas
Conoce a todo el mundo y nunca paga en los locales de moda. Al principio te fascina que tenga tantos amigos, pero enseguida te empieza a incomodar que también tenga montones de amigas y sea siempre encantador con ellas. Demasiado para tu gusto. Con este tipo de hombre te sentirás en segundo plano y, a no ser que tú también tengas tantas amistades como él, tu autoestima puede peligrar. Si no estás muy segura de ti misma, el fantasma de los celos puede torturarte con este tipo de hombre. Además, no suelen ser de los que quieren comprometerse.

El pseudointelectual
Este tipo de hombre es el que siempre lo sabe todo, el que considera que ver la televisión es un atraso y el que te mira con desprecio cuando te vas de compras. Contigo se comporta de forma condescendiente, perdonándote la vida constantemente por no conocer los nombres de los escritores y directores de cine más alternativos. Habla sin parar de los fallos del sistema y de cómo mejorar el mundo, pero trabajar, no trabaja mucho. Este tipo de hombre, simplemente, te aburrirá a no ser que seas igual que él.

El hombre casado
Es tu mayor enemigo y el que más te hará sufrir si te enamoras de él. Desengáñate, nunca controlas esta situación, ni es verdad que no te afecte ser la otra. La historia no suele funcionar nunca como tú quieres. No te fíes de él, si engaña a su mujer también te puede engañar a ti. Si la cosa se alarga y él siempre pone excusas para dejar a su mujer, rompe con él sin pensártelo, estás perdiendo tu valioso tiempo.

El problemático
No tiene lógica, pero a las mujeres siempre nos atraen los hombres con problemas. Intentamos salvarlos a toda costa sin darnos cuenta que nosotras nos perdemos en el camino. Piénsalo mucho antes de iniciar una relación con un hombre así, puedes acabar con tantos problemas como él. Depresión, drogas, alcohol, alteraciones de la personalidad… su sufrimiento les hace vulnerables y atractivos, pero la decisión de cambiar debe partir de ellos y por ti, no al revés.

El conquistador
Es encantador y seductor, siempre sabe lo que tiene que decir para hacerte sentir la más especial. Stop. Son todo frases hechas que sabe que funcionan. Estos hombres son los más listos, saben qué tienen que hacer para conquistar a una mujer: decirle lo bonita que está, invitarla a cenar, regalarle flores, besarla apasionadamente… Desconfía de un hombre que te halaga demasiado nada más conocerte, eso delata su experiencia con las mujeres. Y salvo excepciones, este tipo de hombre es el más infiel.

El dominante
Es ese tipo de hombre que siempre lleva la razón, que lo sabe todo y siempre te dice lo que tienes que hacer. Él es perfecto y las cosas tienen que hacerse siempre como él dice. Discutir con él es un infierno porque siempre te deja sin argumentos y encima te hace sentir estúpida por no poder defender tu postura. Éste es el prototipo de hombre que se permite el lujo de decirte que estás gorda o no le gusta como viste. Aléjate de él, en el fondo los inseguros son ellos.

Anuncios
  1. No trackbacks yet.

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.
A %d blogueros les gusta esto: