LA VIDA DE LOS ESPERMATOZOIDES

Adolescentes:

Cuando alcanzas los 14 años de edad los responsables de crear un bebé simplemente no son lo suficientemente fuertes como fertilizar los óvulos de una mujer. Esto puede dar lugar a defectos de nacimiento o incluso daños en el ADN de cualquier persona.

De los 20 a los 30:

Cuando llegue a los 20 años tiene los espermatozoides más maduros en comparación con cualquier otra edad. La mayoría de ellos son sólo números, que luchan para sobrevivir y están preparados para entrar en los óvulos. A esta edad las probabilidades de tener un defecto de nacimiento puede ser mucho menores en comparación con cualquier otro grupo de edad. Así que a esta edad, los hombres que realizan ejercicio son menos propensos a desarrollar una disfunción eréctil.

De los 30 a los 40:

En el momento de llegar a esta edad, el nivel de testosterona se reduce, de modo que su cuerpo puede producir menos espermatozoides a esta edad. Así que un hombre de 35 años puede ser menos eficiente para producir la fertilidad en mujeres en comparación con uno que tiene 25 años. Hay también posibilidades de que tengas el ADN dañado. Ello puede dar lugar a una serie de problemas sexuales. Así que, si se evitas los productos de soja puedes aumentar tu cantidad de espermatozoides, por lo menos en un 74%. Trata de comer más granos y alimentos que contengan zinc.

De los 40 a los 50.

Al llegar a esta edad disminuye tu nivel de esperma en un 0,7% cada año. Eso significa que para lograr la fertilidad en la mujer puede que tengas que esforzarte mucho más. Trata de tomar suplementos que contengan vitamina B-12, ya que puede ayudarte.

De los 50 a los 60.

Según los estudios realizados por la Universidad de Nueva York, a esta edad, las posibilidades de tener un hijo con defectos en el ADN se triplican. Así, usted puede tratar de evitar los antidepresivos para reducir los riesgos. Trate de comer más alimentos ricos en ácido fólico.

A partir de los 60.

A esta edad el 85% de sus espermatozoides son anormales por lo que puede  interesarle más la idea de irse a la cama con una taza de leche caliente.

Anuncios
  1. No trackbacks yet.

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.
A %d blogueros les gusta esto: