Amor cotidiano

Cuando llega el profundo conocimiento de la pareja, la intimidad, la confianza es que el amor se consolida.

El día de los enamorados es todos los días. Por razones comerciales se ha escogido el 14 de febrero para festejar el amor de la pareja. Pero, el amor es como la agricultura, hay que sembrarlo, cultivarlo y recoger sus frutos. Sembrarlo en cada estación, cultivarlo todos los días y recoger sus frutos en los momentos de felicidad. Del mismo modo, tiene problemas como toda plantación. Al igual que en la naturaleza, existen tiempos de sequías e inundaciones. Aparecen cuervos, plagas y alimañas que dañan la cosecha. No obstante los buenos agricultores se sobreponen y se imponen a la adversidad. Los buenos amantes también.

Algunos piensan que el amor llega de forma mágica y espontánea y no les falta razón, porque se percibe y confunde al amor con la atracción.

Cuando dos personas se sienten atraídas están bajo el influjo de las poderosas drogas naturales del amor, entre ellas la Fenil-Etil-Amina (la FEA). Bajo su influencia ambos se sienten fascinados, extasiados, cautivados, hechizados, encantados y arrebatados. Se auto perciben “enamorados”. Sin embardo, el verdadero amor, además de la pasión requiere, amistad, intimidad, confianza, intereses y metas comunes o al menos no contrapuestas, solidaridad. y tomar en serio aquello de unidos en los tiempos buenos y no tan buenos que se presenten en el tiempo.

Cuando compramos un carro, alquilamos o adquirimos una casa o algún bien como un teléfono o una computadora, normalmente lo hacemos porque nos gusta, nos atrae, mas no es suficiente. En el caso del carro o la casa tenemos que firmar un contrato, unos giros y así como disfrutaremos del vehículo o del apartamento, igualmente tendremos responsabilidades. Si obtenemos el computador o algún electrónico, entonces leeremos sus instrucciones para saber como manejarlo.

Cuando vivimos intensamente la pasión, deseamos casarnos y muchos lo hacen por una sola razón: Están enamorados o al menos creen amarse. No han hablado de cómo administrarán la comunidad de bienes, quien firmará los cheques, si tendrán cuentas bancarias separadas o únicas. A veces, ni siquiera si los dos quieren tener hijos, ni ¿Cuántos?, ni ¿En qué momento?

¿Cómo harán la limpieza y el mantenimiento del hogar? ¿Qué tipo de educación les darán a sus hijos? ¿Laica o religiosa? ¿Tradicional o de vanguardia? ¿Adónde irán de vacaciones? ¿Qué los une y qué los desune?

¿Realmente hemos leído las instrucciones de nuestra pareja? ¿Hemos establecido las reglas de juego? Estas son herramientas útiles mientras llega el profundo conocimiento de la pareja,  la intimidad, la confianza. y el amor se consolide.

Anuncios
  1. No trackbacks yet.

Disculpa, debes iniciar sesión para escribir un comentario.
A %d blogueros les gusta esto: